¿Cuánto queso lleva una pizza? (Guía de tamaño y peso)

Lo que se pone en una pizza es cuestión de gustos. Pero cuando se trata de queso, mucha gente se pregunta si hay una cantidad correcta o incorrecta. La cantidad de queso depende del tipo de pizza, del tamaño y de otros factores. Si es la primera vez que preparas una pizza y necesitas ayuda para saber cuánto queso debes utilizar, sigue leyendo.

Compartir en Pinterest
Comparte esta web

El tipo de pizza


¿Cuánto queso lleva una pizza? (Guía de tamaño y peso)

Como se ha mencionado anteriormente, la cantidad de queso en una pizza depende de muchas cosas, incluyendo el tipo de pizza que está haciendo. Si estás haciendo una simple pizza de queso, obviamente necesitarás usar más queso del que usarías en cualquier otro tipo de pizza.

Si estás haciendo una pizza de queso, querrás utilizar al menos 100 gramos de mozzarella fresca en rodajas, así como otra tacita de mozzarella o parmesano rallado por encima.

Si estás preparando una pizza de cuatro quesos, deberás añadir 100 gramos de queso repartidos por igual en (25g.): mozzarella rallado, parmesano rallado, gorgonzola y queso de fontina. Sin embargo, puedes cambiar los quesos según tus preferencias personales.

Para una pizza Margherita, tendrá que utilizar queso mozzarella, ya que es lo que pide la receta clásica. Deberá añadir 60 gramos de queso mozzarella en rodajas, asegurándote de que las rodajas tengan un grosor de más de un centímetro o desmenuzarlo con los dedos a trozos.

La pizza hawaiana, famosa por llevar piña, requiere unos 80 gramos de queso mozzarella rallado. Es suficiente queso para que no destaque sobre la piña y se mezcle bien con el jamón.

Una pizza de pollo a la barbacoa puede llevar queso mozzarella, pero en este caso puedes optar por gouda. Sea cual sea el queso que decidas utilizar, asegúrate de usar unos dos tercios de taza.

Para una pizza Supreme, querrás añadir un poco más de queso de lo habitual, dado que lleva tanta carne. Para este tipo de pizza suelen bastar taza y media de queso mozzarella.

Estas cantidades son sólo estimaciones. En cualquier caso puedes consultarla cantidad particular de queso en cada una de las recetas de nuestra web para una mejor aproximación.

El tamaño de la pizza

Este es otro factor a tener en cuenta a la hora de calcular la cantidad de queso que debes poner en la pizza. Por lo general, una pizza de 30 centímetros requiere entre 100 y 150 gramos de mozzarella. Si le gusta que su pizza tenga más queso, añade 20 gramos más.

Si prepara una pizza de 14 pulgadas, que suele alimentar a unas cuatro personas, deberá utilizar entre 6 y 7 onzas de queso. Con una pizza de 16 o 18 pulgadas, necesitará al menos de 10 a 11 onzas para que tenga suficiente queso.

Diferentes tipos de queso para la pizza

Hay docenas de tipos de queso entre los que elegir a la hora de preparar una pizza. El queso mozzarella es, con diferencia, el más popular. Esto se debe a que tiene un sabor sutil y una textura fibrosa cuando se funde que a la gente le encanta. Se puede utilizar solo o combinado con otros quesos.

El queso parmesano suele servirse en polvo y añadirse sobre la pizza. Sin embargo, también se puede añadir antes de cocinarla. Añade un poco de queso rallado sobre la pizza terminada, pero antes de meterla en el horno. Cuando salga, tendrá una capa extra de queso.

El queso cheddar no siempre se añade a la pizza, pero eso no significa que no pueda hacerse. No sólo queda muy bien espolvoreado sobre la masa, sino que también se puede mezclar con otros quesos para darle a la pizza un toque más pegajoso.

El queso ricotta es otro queso muy apreciado en pizzas. Es bastante salado y capaz de añadirle un toque especial y un carácter propio a tu masa.

El queso provolone es otra buena alternativa a la mozzarella. Sin embargo, también funciona muy bien añadido a la mozzarella, ya que da a la pizza un toque picante adicional.

El queso gruyere es otro de los quesos más populares a la hora de preparar una pizza. Es a la vez dulce y salado y tiene un regusto a nuez que da a tu pizza un sabor único. Es otro tipo de queso que se funde perfectamente, lo que lo convierte en una gran alternativa a la mozzarella.

Conclusión

A la hora de preparar una pizza, hay un sinfín de opciones en cuanto a ingredientes. El queso es, sin lugar a dudas, uno de los ingredientes favoritos, y hay quien dice que una pizza no es realmente una pizza sin queso. Ahora que ya sabes cuánto queso añadir a tu pizza, ¡ponte a cocinar!

Comparte nuestra web

Si te ha gustado lo que has visto ayúdanos a darlo a conocer a más gente:

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en Pinterest